Nicolás Vázquez: "Nunca soñé con llegar adonde estoy"

La nueva temporada de Los únicos va a ser muy atrapante y divertida, y va a tener una carga de amor mucho más fuerte”. Nicolás Vázquez apuesta a que el segundo año de la tira producida por Pol-ka, que comenzará en febrero de 2012, por El Trece, será mejor que la primera (que terminó anteanoche). Y además asegura que éste es uno de los papeles más importantes que encaró en su carrera como actor.

Nació y se crió en Olivos, provincia de Buenos Aires. Desde chico fue el “payaso de la familia” y siempre supo que su destino iba ser la actuación. “Me costó muchísimo trabajo y dedicación llegar adonde estoy hoy. Por eso trato de disfrutar cada instante.
Los actores sabemos que vivimos en una rueda, hoy me toca estar arriba, pero mañana puedo estar abajo, y hay que tener la cabeza tranquila para no desesperarse en los malos momentos. Llegar es mucho más fácil que mantenerse”, dice Nico, mientras termina de acomodarse en las oficinas de El Trece, donde es saludado y querido por todos.

Los únicos tendrá en su segunda temporada algunos cambios. No estarán Griselda Siciliani ni Mariano Martínez. Sin embargo el papel de Nico, Rúben (el tilde en la U es intencional) Hagui será clave en la nueva historia. “No puedo adelantar mucho, pero puedo decir que va a ser muy divertido y va a tener mucha atracción. Rúben pasa a ser el jefe de la Brigada, toma el lugar que era de Arnaldo André, y su manera de ver el mundo cambia y mucho. Ya grabamos los primeros capítulos y le pusimos muchas pilas”, asegura Vázquez.

El 2011 fue uno de los mejores años en la carrera de Vázquez como actor. Además de su participación en Los únicos , tanto en televisión como en teatro, fue convocado para conducir la primera entrega de los Kids Choice Awards en Argentina. “Estoy viviendo un presente brillante. Soy feliz y agradecido. A veces me cuesta ser consciente de todo lo que me va pasando. La manera en que la gente en la calle me saluda, el afecto de mis compañeros. Y si hay algo que me caracteriza son las ganas de aprender todos los días algo nuevo, de los chicos del elenco, pero también del público”.

Nicolás recuerda con mucho cariño a Pato Villán, el representante de futbolistas que interpretaba en Son amores . “Todavía hoy, voy a tomar un café con Mariano Martínez y nos preguntan por qué no volvemos a hacer ese programa que todos amábamos tanto. El papel de Pato fue el que me hizo despegar como actor”, confiesa Vázquez, y agrega “hay personajes con los que me identifico más que con otros. Cuando hice de Nicolás Bauer en Casi ángeles fue muy fuerte, y también me acuerdo con mucho cariño del personaje que hice en  Ilusiones , una tira que no funcionó tan bien”.

En el poco tiempo libre que tiene, Nicolás prefiere disfrutar de su familia, de su novia, Gimena Accardi, y además, desde hace algunos meses, comparte un proyecto radial con su hermano. “Este año se dio la oportunidad en FM Aire 97.7. Es un proyecto muy piola y también es un pretexto para estar con mis amigos. Es como mi cable a tierra”.

Vázquez dice que aprendió a relajarse y a no ser tan autocrítico. “Cuando era chico cada escena que me tocaba actuar era una final del Mundial. Creo que maduré mucho, y aprendí que en las tiras televisivas tengo revancha al día siguiente. Ahora entiendo que se pueden tener días peores que otros” La segunda temporada de Los únicos llegará con algunas caras nuevas: Emilia Attias, Brenda Asnicar y Fabián Gianola, entre otros, participarán de la tira. Y Vázquez destaca la incorporación de Leo Calderone como guionista. “Hacer una ficción como Los únicos es muy difícil. Hay una mezcla de comedia, acción y romanticismo. Y para cada capítulo hay que pensar una misión nueva. Es un programa que tiene mucho trabajo detrás de las cámaras. Los técnicos son los que llegan primero y se van últimos. Y es muy emocionante ver cómo ponen todo cada día”. Muchos actores coinciden en el cansancio que genera hacer una tira diaria. Vázquez también, pero no se queja: “Amo la vorágine que tiene la tele. Como en cualquier trabajo, hay que acostumbrarse”.

Hay algo que se advierte en Nicolás Vázquez a la hora de charlar sobre su vida como actor: es muy agradecido. “Yo tengo que decirle gracias a mucha gente. Obviamente a los directores, a mis compañeros, a mi familia por bancarme. Pero principalmente agradezco al público. Noto que la gente tiene un cariño particular conmigo. Y la verdad no sé cuál es la fórmula, pero no puedo hacer otra cosa que devolver todo eso que me brindan siendo yo mismo. Nunca soñé con llegar adonde estoy, pero lo hice, y por eso soy muy feliz”.

Fuente: clarin

0 Comentarios:

Publicar un comentario en la entrada