Teenangels: huele a espíritu adolescente

Quiero ver, quiero entrar, nena nadie te va a hacer mal , entona Gastón Dalmau tirado en un sillón blanco en la antesala de los camarines. Es el único de los TeenAngels que ya está vestido para el show -con un impecable traje gris brilloso-. Peter Lanzani camina por ahí mostrándole a todo el mundo la foto que se acaba de sacar montado en una moto del Grupo Halcón, la unidad táctica de la Policía Bonaerense encargada de la seguridad. Nico Riera, en musculosa rosa, bromea con los asistentes y los periodistas.

Lali Espósito y Rochi Igarzábal, en cambio, no van por ahí con la libertad de sus compañeros varones: como si fueran las novias preparándose para la boda, aparecerán ya listas, vestidas y maquilladas, minutos antes de ir en la combi al escenario del Estadio Unico de La Plata donde serán los teloneros de Britney Spears.


“Es una oportunidad de vivir una experiencia internacional”, analiza Nico. Aunque reconoce no ser fan de Britney, tiene la esperanza de conocerla. “Pero me gustaría que fuera como con Robbie Williams en España, para hablar, no te digo como pares, pero desde otra onda, no como fans.” Rochi, por su parte, sabe que es complicado: “Hay mucha seguridad, pero espero que se pueda”.

La seguridad tiene que ver con algunos problemas que tuvo Britney en Brasil, la primera escala en su gira sudamericana: un fan la mordió en la pierna mientras cantaba  Lace and Leather en el Sambódromo de Río de Janeiro. Por eso ahora la diva no anda con muchas ganas de nada: el único rastro de su presencia en los alrededores de los TeenAngels son unos negros gordos que a veces pasan por ahí, que parecen salidos de alguna película de Spike Lee o de la serie de TV The Wire . Britney no asoma un pelo y no habrá ni foto con sus émulos locales.

Pero la actitud de los TeenAngels es mucho más tranquila. Un efectivo del Grupo Halcón se saca una foto con ellos y al fondo puede verse la mesa del catering ya de-sarreglada como la mesa dulce de un casamiento durante el carnaval carioca: quedan Zucaritas, tres botellitas de Actimel y bizcochitos Don Satur. Los únicos que comen son los miembros de la producción y, por supuesto, los periodistas.

Gastón sigue cantando canciones de Charly -ahora está con Inconsciente colectivo - y un asistente dice: “Podemos ir haciendo el meet and greet ”. “¿Ya?”, pregunta Peter, camarita en mano. Alguien saca termporalmente a Rochi y a Lali de su refugio y ya los cinco TeenAngels se acomodan en fila para recibir a los fans que ganaron en algún concurso de alguna FM el privilegio de saludar y sacarse una foto con sus ídolos. “Saludalos, nena, ¿eh?”, ordena una madre a su hija de seis años que mira todo con timidez.

Después del trámite, alguien anuncia: “Nico, está Silvina acá”. Silvina es Silvina Escudero, novia mediática de Nico Riera. “No sé cómo entró”, se excusa Nico, y sale a recibirla. “Estás lindo”, le dice ella, como si estuvieran solos, pero perfectamente consciente de que no lo están. Se le cuelga del cuello y le da unos besos que él devuelve con escrúpulos.

El encuentro dura lo menos posible, ya faltan pocos minutos para salir al escenario, y los chicos se ponen a revisar la lista de temas junto con un productor -las chicas volvieron a esconderse en el camarín-. En el papel figuran las canciones, el orden y también los momentos en los que los chicos tienen que hablar. “Acá habla Rochi, acá Lali”, dice el productor. “Yo hablo al final”, solicita Gastón. “¿Querés que diga lo de Britney?”, pregunta Peter, y empieza a ensayar. “Queríamos agradecerle a Britney...”, recita, hasta que se interrumpe: “Suena como si me hubiera llamado Britney a mi celular”, bromea.

Por fin, salen Rochi y Lali de su camarín, ya listas para cantar y bailar. Lali elonga trepada a sus zapatos de taco alto y los demás pegan saltitos relajantes. Los cinco forman una ronda, se dan la mano en el centro al mejor estilo equipo de básquet y pegan un grito de aliento. Ya llegó la combi que los llevará hasta el escenario, el mismo que algunos minutos después contará con la presencia de Britney, la diva del teen pop por excelencia, de quien esperan recibir, ya que no un saludo ni una foto, al menos algo de su energía...

Fuente:clarin

0 Comentarios:

Publicar un comentario en la entrada